El valor de los datos. Las 5 capacidades empresariales que marcarán la diferencia

Datos

La interpretación y provecho de la información será protagonista dentro y fuera de la empresas para poder competir y prosperar en 2024

Pese a que estamos en la era de la información, todo indica que hay un exceso de sobrecarga de la misma que todavía no está siendo controlada por las empresas como herramienta de trabajo. La realidad es que aún no sabemos aprovechar las capacidades que ofrece el universo de los datos para poder competir y prosperar en el nuevo panorama.

De hecho a pesar de que casi todos los ejecutivos están de acuerdo en afirmar el enorme conocimiento que se puede extraer de toda la información que hay disponible, todavía el handicap para sacar provecho de la misma está en no saber aún cómo convertir los datos en información verdaderamente útil.

Esto es lo que ha puesto de manifiesto el último estudio titulado ‘La Generación de la Información: transformando el futuro, hoy’ elaborado por Institute For the Future a petición de EMC donde se muestra que más de las mitad de las empresas  no utiliza sus datos de forma eficaz.

Los pronósticos indican que en 2024 todos los aspectos de la vida estarán orientados a los datos sin embargo, en el ámbito empresarial la lectura y el control de estos se antoja aún insalvable pese a que las nuevas demandas de la genereación de información hacen indispensable una transformación.

Precisamente en dicho documento, que se basa en las respuestas de 3.600 altos ejecutivos de las empresas más importantes de 18 países, éstos indentifican un total de cinco capacidades empresariales que marcarán la diferencia entre el ser el motor del cambio o verse arrollado frente al poder que otorga el manejo de la información.

  1. Capacidad de detectar con atelación nuevas oportunidades en los mercados
  2. Innovar de forma ágil
  3. Transparencia y fiabilidad
  4. Ofrecer experiencias únicas y personalizadas
  5. Operar en tiempo real.

Así en esta nueva era el valor pasará de los productos y servicios a la información que generan. Es más se señala algo que ya se empieza a saber bien en el sector empresarial como que los últimos avances tecnológicos están cambiando por completo las expectativas de los clientes. Cuestión que se acelerará en la próxima década con el incremento de esa necesidad, por parte del consumidor, de tener conectividad y acceso desde cualquier sitio 24 horas al día, 7 días a la semana, junto al hecho de un aumento notable del número de dispositivos y una búsqueda de experiencias más exclusivas y personalizadas.

La información se encontrará por tanto, en un futuro no muy lejano en el centro de lo que hacemos, condicionándonos una y otra vez en formas, como asegura en el estudio “que ni imaginamos”.

El reto estará en la capacidades que tendrán que poner en activo las organizaciones para liderar una de las transformaciones más importante de la historia donde la interpretación y provecho de los datos serán los protagonistas dentro y fuera de la empresas.

Publicado en Blog, Tendencias Etiquetado con: , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*